El pueblo de Cañazas celebró con alegría el centenario del natalicio de Mons. Clavel

La comunidad parroquial de San Francisco Javier, en Cañazas en la Diócesis de Santiago, celebró el Centenario del natalicio de Mons. Tomás Alberto Clavel Méndez, con una Eucaristía presidida por Mons. Rafael Valdivieso Miranda, Misa en la que expresó, “Damos gracias a Dios por este gran hombre, pastor y Obispo nacido en  esta tierra de Cañazas, al celebrar los 100 años de su nacimiento, recordamos la vida de un sacerdote que Dios elige y saca de un pequeño pueblo para ser su instrumento en el mundo, contemplamos todas las obras que realizó, las semillas dejo en tantas personas por los lugares donde caminó, su testimonio, su alegría, su entrega y dedicación a esa Palabra que trato de encarnar en este país”. 

 

Al concluir la Eucaristía se realizó la develación del busto de Mons. Tomás Alberto Clavel Méndez, se colocaron ofrendas florales, en el parque frente a la parroquia San Francisco Javier.  

 

Concelebraron la Eucaristía del Centenario del natalicio de Mons. Clavel; Mons. José Luis Cardenal Lacunza Mestrojuán, O.A.R., Obispo de David, Mons. José Domingo Ulloa Mendieta Arzobispo de Panamá, Mons. Pedro Hernández Cantarero Obispo del Vicariato Apostólico de Darién, Mons. Manuel Ochogavía Barahona Obispo de la Diócesis de Colón-Kuna Yala, Mons. Edgardo Cedeño, Obispo de Penonomé, Mons. Audilio Aguilar Aguilar Obispo de Santiago, Mons. José Dimas Cedeño Arzobispo Emérito y Mons. Oscar M. Brown Obispo Emérito de Santiago. 

 

Mons. Rafael Valdivieso Miranda, Obispo de Chitré y presidente de la Conferencia Episcopal Panameña, en su homilía pidió al Señor que nos deje la figura de Mons. Clavel como inspiración, porque hacen falta tantos sacerdotes, religiosas y laicos como él, que su vida sea siempre esa semilla que inspire, que toque las vidas y siga dando frutos en nuestros pueblos.  

 

“Fue un buen pastor cercano, que siempre caminaba por esos lugares difíciles se veía compartiendo con alegría y buen sentido del humor, con una exigencia académica y una capacidad de predicar con esas palabras que hacían vibrar, tan profundas que tocaban la vida y llegaban directo al corazón de tantas personas de la comunidad propias de aquel que va experimentando desde la pequeñez, desde las raíces propias de su tierra haciendo presente la Iglesia en medio del ser humano”, expresó. 

 

Reiteró, Mons. Clavel, construyó en la familia y la comunidad ese ambiente de paz, de fraternidad, de comunión y misión de aquel obispo con esos aspectos tan grandes de la historia de la Iglesia en Panamá políticos y sociales que se vivieron en aquella época tan difíciles. 

 

El convocar la primera Asamblea de la Conferencia Episcopal Panameña en cuya acta aparece su firma con su puño y letra, señaló Monseñor Valdivieso, es una de las cosas que más le impactan de Mons. Clavel, un signo de comunión fraterno, de caminar junto a la Iglesia en Panamá, es un don de Dios y una gracia que tubo él de ser el primero en convocar una Iglesia que iba creciendo en una sola familia con las diversidades que viven en nuestra región. 

 

El Prof. Francisco Blanco, Rector de la Universidad Católica Santa María la Antigua, señaló; “Hace un par de meses conversando con familiares y miembros del comité de la parroquia de Cañazas, lanzaron la idea de crear una ‘beca Mons. Tomás A. Clavel M.’, la cual no cayó en saco roto, porque será creada con las mismas características de las becas de excelencia académica y será asignada de forma rotativa a una persona oriunda de la Diócesis de Santiago”, es el mejor homenaje que podemos hacerle de seguir haciendo presente la razón por la cual él fundó esta universidad católica y seguir ofreciendo ese compromiso que nos dejó. 

  

La Dra. Irma Clavel, una de sus sobrinas, expreso “Es difícil contener la emoción que nos embarga este momento en que se honra la figura de Mons. Clavel, agradecemos a Dios y con el pueblo de Cañazas por su cariño y aprecio hacia este hijo meritorio, por permitir rememorar las obras de este ilustre cañaceño, su labor y servicio al pueblo de Dios”. 

 

“Quiero resaltar que Mons. Tomás A. Clavel M. a pesar de su total entrega a la misión pastoral y en la administración en la Iglesia, se mantuvo muy cercano a su familia, preocupándose por mantenerla siempre unida”, comentó la Dra. Irma, “Todos sus sobrinos fuimos objetos de sus preocupaciones, nos ofreció su orientación en las dificultades y nos animó a desarrollar nuestras destrezas en aras de ofrecer los mejores servicios al país”. 

 

Comparte

La Arquidiócesis de Panamá creada el 9 de septiembre de 1513 es la Iglesia más antigua en tierra firme y madre de las Iglesias particulares existentes hasta ahora en la república de Panamá.

[link url="https://arquidiocesisdepanama.org/reapertura-de-templos/"]Content[/link]