Llamado a los sacerdotes a ofrecer la misericordia de Dios sin excluir a nadie

Llamado a los sacerdotes a ofrecer la misericordia de Dios sin excluir a nadie

Durante la Misa Crismal, celebrada este martes 22 de marzo, en el recién reabierto templo de San Francisco de Asís en el Casco Antiguo, el arzobispo de Panamá, José Domingo Ulloa Mendieta exhortó al clero a que “sean sacerdotes misericordiosos siempre, en todo y con todos: en la predicación, en la manera de celebrar, en los gestos, en los signos, en la disposición de acogida y de escucha, en la forma de relacionarnos, en las opciones pastorales, en las obras de misericordia”.

Ante una asamblea alegre y entusiasta, monseñor Ulloa recordó el criterio pastoral que ha recalcado el Santo Padre Francisco en relación con la misericordia, que se expresa en la cercanía, la proximidad, la empatía; en la disponibilidad de eliminar distancias y propiciar encuentro con el otro, lo cual favorece conocer las heridas, las dificultades, las angustias y necesidades de los fieles.

Les dijo a los ciento treinta presbíteros presentes, que “no podemos ser fríos y distantes. No nos ordenamos para encerrarnos y para que no nos molesten. Un corazón misericordioso no pone límites, ni horarios”. Y les advirtió que tenemos que aceptar la concepción de la Iglesia como “hospital de campaña” tal como lo ha expresado el Papa Francisco, que desde esta perspectiva la misericordia significa “curar heridas” físicas y morales que requieren la atención, la escucha, la caricia de sus pastores.

En esta solemne celebración donde se bendicen el crisma y los santos óleos, los sacerdotes renovaron sus promesas sacerdotales unidos a sus obispos, monseñor Ulloa, monseñor Pablo Varela, monseñor Uriah Ashley, y el nuncio apostólico, monseñor Andrés Carrascosa Coso.

Gratitud por el servicio ofrecido

La ocasión fue aprovechada por el arzobispo Ulloa, para manifestar su gratitud por el servicio de sacerdotes, que cumple sus 25 años en el ministerio –Padre Roger Montenegro; por el servicio prestado como administrador y ecónomo de la Arquidiócesis por más de 20 años, el Padre Manuel Villarreal; y por el servicio de 36 años en la Parroquia San Joaquín en Pedregal, del Padre Valentín Plaza.

GDE Error: Error al recuperar el fichero. Si es necesario, desactiva la comprobación de errores (404:Not Found)

 

Comparte

La Arquidiócesis de Panamá creada el 9 de septiembre de 1513 es la Iglesia más antigua en tierra firme y madre de las Iglesias particulares existentes hasta ahora en la república de Panamá.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.