CARTA CIRCULAR AL CLERO, RELIGIOSOS, RELIGIOSAS, SEMINARISTAS, Y MOVIMIENTOS Y GRUPOS APOSTÓLICOS

CARTA CIRCULAR AL CLERO, RELIGIOSOS, RELIGIOSAS, SEMINARISTAS, Y MOVIMIENTOS Y GRUPOS APOSTÓLICOS

Queridos hermanos y queridas hermanas: 

Los saludo con cariño y responsabilidad de pastor. Quiero expresarles que comparto con ustedes la preocupación por la salud de nuestro pueblo, ante la amenaza del coronavirus. Juntos compartimos la responsabilidad de velar por la vida y el bienestar de nuestros hermanos. 

La prevención y los esfuerzos por paliar la difusión de esta afección son una prioridad. La precaución debe ejercerse a tiempo y con medidas que, aunque parezcan exageradas, son necesarias para que sean efectivas. Sería negligente e imprudente no disponer de acciones oportunas, considerando la agresividad del COVID-19. Pensemos en la vulnerabilidad especialmente de los sectores más pobres de nuestro país. 

Como es de su conocimiento la Conferencia Episcopal ha establecido medidas generales de prevención ante la pandemia el coronavirus, con la intención de preservar la salud física, psíquica, y espiritual de los fieles, frente a las circunstancias extraordinarias que estamos viviendo. 

En la Arquidiócesis de Panamá hemos asumido otras adicionales, teniendo como criterio el bien común de las personas, con el asesoramiento de las autoridades de Salud. 

Esta situación amerita que todos depongamos nuestros criterios personales para asumir el bien común, en vista que está en riesgo la salud de nuestros fieles, y de la población en general. 

Reiteramos las disposiciones anunciadas en conferencia de prensa para la Arquidiócesis de Panamá. 

Suspender las misas sabatinas y dominicales. Las celebraciones eucarísticas diarias se han de limitar –según las disposiciones oficiales de Salud– a la participación de 20 a 50 fieles como máximo. 

Ante esta circunstancia, el domingo se transmitirán celebraciones eucarísticas durante el día por Radio Hogar y FETV, en horario de 8:00 am, 9:30 am y 11:00 am. Exhortamos a las parroquias que tengan plataformas digitales, a utilizarlas para la transmisión de sus celebraciones. 

Invitamos a vivir estas transmisiones en familia, y a hacer la Comunión Espiritual. 

En cuanto a las honras fúnebres y los matrimonios, se realizarán con el mínimo de familiares cercanos. 

Se suspenderán las catequesis de Primera Comunión y Confirmación, así como los eventos de parroquias, instituciones y movimientos eclesiales que reúnan a más de 50 personas. 

Estas medidas estarán vigentes hasta que la autoridad competente anuncie nuevas orientaciones. 

Estas disposiciones, de acuerdo a criterios y la sensibilidad pastoral, pueden ser matizadas según la realidad de cada parroquia. 

Ustedes, queridos presbíteros, conocen vuestras realidades. Los invitamos a ser creativos, siempre en el respeto a las medidas preventivas establecidas. 

Un apoyo importante en estas circunstancias son los equipos parroquiales de Pastoral de la Salud, que están en la disposición de orientar y colaborar con las medidas preventivas estipuladas por el Ministerio de Salud, así como las establecidas por la Conferencia Episcopal Panameña y la Arquidiócesis de Panamá. 

OTRAS SUGERENCIAS: 

COMUNION: Motivemos a que los fieles, después de seguir la transmisión de las misas, acudan al templo a recibir la comunión, cuidando las medidas preventivas. Sugerimos organizarse de tal forma que no generen aglomeraciones. (Adjuntamos un subsidio para los Ministros Extraordinarios de la Comunión, preparado por el Departamento de Liturgia). 

La Oficina de Comunicación les facilitará un video y un arte digital para que se instruya a los fieles, para que con toda reverencia reciban la comunión en la mano. 

HORA SANTA Y ADORACION AL SANTÍSIMO: Pueden realizarse tomando en cuenta las medidas preventivas. Especialmente el domingo, pueden exponer el Santísimo Sacramento, con el ánimo de intensificar la oración. 

TEMPLOS ABIERTOS: Los templos han de permanecer con sus puertas abiertas, según los horarios habituales. Sobre el Sacramento de la Penitencia, recordamos que los fieles tienen el derecho a recibir el perdón de Dios, y pedimos que se atienda esta necesidad con las debidas medidas de prevención y seguridad. 

El tiempo de Cuaresma nos llama al ejercicio de la caridad hacia todos, especialmente a las personas vulnerables, y las personas mayores; no las dejemos solas en su necesidad de compañía o de nuestra ayuda. 

Pensemos en los privados de libertad, y promovamos colectas de útiles de aseo personal, tan necesarios para ellos en estos momentos. 

COLECTA: El que los fieles no asistan a misa, no los exime de su corresponsabilidad de aportar su ofrenda, que puede ser llevada personalmente, o ser realizada por transferencia digital (banca en línea). Asegúrense de dar a conocer sus números de cuentas parroquiales, aprovechando las plataformas tecnológicas. Desde la Oficina de Comunicación y Prensa de la Arquidiócesis, se hará la promoción para fomentar esta corresponsabilidad de los fieles. 

Reiteramos lo que señala el Catecismo de la Iglesia Católica: 

  1. La Eucaristía del domingo fundamenta y confirma toda la práctica cristiana. Por eso los fieles están obligados a participar en la Eucaristía los días de precepto, a no ser que estén excusados por una razón seria (por ejemplo, enfermedad, el cuidado de niños pequeños) o dispensados por su pastor propio (cf CIC can. 1245). 

El Código de Derecho Canónico, señala lo siguiente: 

87 § 1. El Obispo diocesano, siempre que, a su juicio, ello redunde en bien espiritual de los fieles, puede dispensar a los fieles bajo su territorio de las leyes disciplinares tanto universales como particulares promulgadas para su territorio o para sus súbditos por la autoridad suprema de la Iglesia; pero no de las leyes procesales o penales. 

El quinto mandamiento de la Ley de Dios, nos obliga a cuidar la salud propia y la ajena, por lo cual hemos de seguir las indicaciones de las autoridades sanitarias, en pro de la salud y prevención de nuestro pueblo. 

Disposiciones sobre Semilla, Panorama Católico y Oración contra el coronavirus 

Sobre la distribución de la Semilla, agradecemos se organicen grupos de laicos que los hagan llegar a los fieles, en sus casas y en el templo. Este esfuerzo debe aplicarse a Panorama Católico solo este fin de semana. 

A partir del domingo 22 de marzo de 2020, y mientras vivamos este tiempo extraordinario, Panorama Católico se producirá de manera digital. Exhortamos que se invite a los fieles a ingresar en la página www.panoramacatolico.com, y distribuir el link por las redes sociales de la parroquia, y a sus contactos de WhatsApp. 

La Oración Contra el Coronavirus será distribuida a los padres coordinadores de las vicarías, que se la harán llegar a cada parroquia. 

Unidos en oración, comunión, solidaridad y fraternidad, seamos constructores de esperanza para nuestro pueblo. 

 

Fraternalmente, 

† JOSÉ DOMINGO ULLOA MENDIETA, O.S.A. ARZOBISPO METROPOLITANO DE PANAMÁ 

Comparte

Su Excelencia Reverendísima Monseñor José Domingo Ulloa Mendieta, O.S.A. Nacido en Chitré, Panamá, el 24 de diciembre de 1956.Es el tercero de tres hermanos del matrimonio de Dagoberto Ulloa y Clodomira Mendieta. Fue ordenado sacerdote el 17 de diciembre de 1983 por el entonces Obispo de Chitré, Mons. José María Carrizo Villarreal, en la Catedral San Juan Bautista de Chitré.

[link url="http://arquidiocesisdepanama.org/reapertura-de-templos/"]Content[/link]